30 julio 2015

Música de festivales

Que en un festival no suena igual que en casa.
O en casa no suena como en un festival, mejor dicho.
Porque vamos, ¿quién te va a decir a ti que estás ahí cómodamente leyendo sancedes que ves en internet, desde tu silla o desde el sofá, o desde la cama, que un grupo como éste que podrás escuchar y ver ahora te puede llegar a gustar?
Gustar, gustar...venir bien, hacer disfrutar, saltar y pasarlo bomba.
Estás ahí con tus amigos, cuando ya se ha hecho bien de noche, al fresco, con tu cachi de cerveza y rodeado de gente que está a lo mismo que tu.
Y así pasa, que entras en trance, como la jumenta esta:


Y todo esto con menos sustancias, incluido el maquillaje.
Con la compañía de amigas, que eso si que es un buen colocón.

27 julio 2015

Palmeras en la nieve, la película.

Me tengo que acabar el libro antes de que estrenen la película.
porque el libro me estaba encantando, pero lo dejé.

No porque me aburriese ni na, pero es que cambié de modo de transporte y se acabó, ya no more leer.

No soydeesaspersonas que lee en la cama o cuando se aburren, lo bien que me vendría.
Palmeras en la nieve tiene un poco de todo: drama familiar, saga, aventura, romances, misterios...y las tapas bonitas. No me pesó mucho porque lo estaba leyendo en ebook.

Me gustó, me estaba gustando, quiero terminarlo ya.
que luego pasa lo que pasa, te ves la peli y ya dejas de imaginarte a los personajes.

Me pasó con La Reina del sur; vi la serie y me enganchó el mundo marujil, pero al leerme el libro no aguanté, ya no era capaz de imaginarme a los personajes, solo veía los de la serie.

Muy buena experiencia haberme leído El Tiempo entre Costuras y después ver la serie, muy buena cosa.

Claro que con Juego de Tronos nanai, vi primero la serie, empecé los libros y ná, ya no pude seguir leyendo.
Aqui os dejo el trailer de la peli, pero si tenéis intención de leer el libro, ni se os ocurra verlo, no va a ser....

23 julio 2015

Antes sí, esta vez no.

Un verano diferente.
Después de unos cuantos años sin faltar a la cita, este año no hay cita.
Pero siempre nos quedará la música ¿no?
Ahí está la potente representante, la resistencia gala, la piedra dura que nos va a echar de menos, y yo a ella. Alguna tenía que ser la resistanceeee.
Seguiremos jugando a los Djs, deseando incorporar alguna nueva visita a casa para que nos descubran cuáles son los últimos temazos.


Y siempre volveremos a los recuerdos, que para eso está la música.
Que tampoco descartamos volver, allí o cualquier otro lugar similar.
No ha sido desgaste, ha sido falta de acuerdo.
Volveremos, en todo caso, a bailar.

20 julio 2015

Cosas de verano: gafas de sol.

Levantarse muy pronto.
Un buen clásico nunca muere
Acostarse y sudar.
Dar la vuelta a la almohada.
Y otra vuelta.
Siempre es de día en tu habitación.

Ducharte y sudar.
Los pelillos de la brocha se mojan.
Gotitas de sudor en el bigote.
¿Para cuando un desodorante bigotil?


Sois las más majas y las más divertidas del mi bolsero
Calles vacías.
Niños con mochila y bañador.
Bicimad y provincianas surcando el asfalto.
Lanzarte al paso de cebra y notar el calor subiendo por las piernas.
Soporrrrr.



Gafas de sol de moda. Las de todos los años.
Filtros de lentes caducados.
Esperar a las rebajas.
Te gustan las menos rebajadas.
Maldita nueva temporada ¿a qué vienes? ¿quién te envía?

La funda de las Ray-Ban, que es una mierda, siempre se rompe. Y vamos, digo yo que siendo expertos en gafas ¿no podríais diseñar una funda un poco más resistente? Si estáis pensando en que funda rota significa comprar nuevas gafas, lo lleváis clarinete.

Sois monísimas y, después de mis refexiones, caeréis.Jornada de verano, jornada continua, jornada intensiva, la jornada del calor y del madrugón.
Bikinis y bañadores, muy monos, muy caros todos, aunque estén de rebajas..
Y tu que de kilos no bajas.
Sujetadores y bragas con goretex.
El sototeto (Saramóvil dixt) que no detiene su deshidratación.
Ir en chancletas. Con lo mal que sienta a la espalda y lo malo que es para los pies.
El gustito de las noches de verano en pueblo con vaquero, chaquetica y tener que taparse.
Invierno, no tardes en volver.



16 julio 2015

Música que engancha

Música que engancha y series que enganchan, sin ser yo de esas que se enganchen a series.
Ya lo hemos hablado, a mi me van otro tipo de enganches.
Pero a Orange is the New Black me enganché, mucho.
Hasta la musiquita de la cabecera me triunfa, y me resulta difícil de quitar de la cabeza.
Toma, mira, pa ti.


Que la serie no es ni de bolleras ni para bolleras.
Y si lo fuese, pues eh, ¡qué paha!
Feliz verano, mucho mejor si no estás entre rejas.
Y ojalá bajo lona.

13 julio 2015

Efecto culo en silla

Ya era hora de que hablásemos de esto. El efecto culo en silla.
Ha llegado hace unos meses, justo en el momento en el que coinciden dos hechos puntuales: sentarte en terrazas y ponerte vestidos o pantalones cortos.
Y ahí está, el molesto efecto culo en silla.

No hace falta explicar mucho más: esas marcas que se quedan en los muslos al sentarte en una silla de terraza.
Pero también ese sudor al estar en contacto con los bancos del metro, o la silla de la oficina.
¡Maldito sea el efecto culo en silla!
Hay a quien no le resulta incómodo, ni sucio ni na, pero para ti, querida amiga enemiga del efecto culo en silla quiero decirte una cosa, el efecto culo en silla tiene solución.

Se puede combatir llevando un pañuelo tipo pareo en el bolso y, cuando es necesario, sentarse encima. no es ser maniática, es ser apañada, incluso limpia. Porque el efecto culo en silla, además de antiestético, pero para una provinciana es lo de menos, es fatal para la higiene, y para el mismísimo decoro humano.

Así que si ves que vas a sufrir de efecto culo en silla ándate lista y llévate un pañuelo.

Moderna de Pueblo, que me hace mucha gracia, eso es que es de la Provincia, ilustra este asunto, y otros que hemos tratado anteriormente, con toda la gracia y realismo. Es total.

Del asunto sentarse en el suelo, o efecto culo en césped, habíamos hablado aquí, y del mundo peto, si nos sigues en twitter, habrás visto que nos hemos hecho eco, es madreeeee el efecto baños de festival cómo es!